Ciencia e Innovación

Ciencia e Innovación

Donostia / San Sebastián 2030, cómo avanzar hacia la resiliencia

Donostia / San Sebastián se encuentra inmersa en el proceso de elaboración de su estrategia como ciudad para abordar los retos que deberá afrontar en los próximos años. Estos retos vienen de la mano de tendencias como la amenaza del cambio climático, las dinámicas sociales, como son el envejecimiento de la población, la inmigración, el turismo o la dependencia cada vez mayor en nuestro día a día de los servicios que prestan las infraestructuras críticas como la energía, las comunicaciones o la red sanitaria.

La transformación de la cultura a través de Tabakalera

Donostia/San Sebastián tiene una vinculación especial con la cultura, y la diversidad y la calidad de su oferta cultural es poco habitual para una ciudad de su tamaño. Los históricos festivales como la Quincena Musical, el Zinemaldia o el Jazzaldia, que tradicionalmente marcan la vida cultural de los donostiarras, son resultado de diferentes momentos históricos y de la decisión de la ciudad de asumir posicionamientos estratégicos a través de la cultura, como fue también el caso de la Capitalidad Cultural Europea de 2016. Es decir, Donostia tiene una tradición en recurrir a la cultura como elemento de estrategia de ciudad y para afrontar nuevos retos. Tabakalera, sin duda alguna, se encuentra entre las apuestas de Donostia para un posicionamiento de ciudad a través de la cultura y de la creación.

nanoGUNE - donde lo pequeño se hace grande

Donostia es también investigación puntera en nanociencia y nanotecnología. No es una casualidad. Es una realidad que responde a una apuesta valiente y de futuro que debería seguir manteniéndose en el tiempo. Nuestra sociedad, a través de sus instituciones, ha tenido claro que el desarrollo del País Vasco debe ir de la mano de la innovación y ha apostado de forma inequívoca por seguir esta senda. Donostia, con tres campus universitarios, numerosos centros de investigación y un parque tecnológico vivero de empresas de base tecnológica, cuenta con un enorme potencial para destacarse a nivel internacional como ciudad de ciencia, tecnología e innovación.

Biotecnología: Una apuesta económica para el siglo XXI. “Conocer, confiar y querer”

Hace ya cinco años que Angel Gurría, Secretario General de la OCDE, resaltó la necesidad de cambiar de modelo productivo y apostar por la economía del conocimiento o de la neurona, basada en la generación de conocimiento útil. La disrupción tecnológica está cambiando las perspectivas laborales y económicas y avanza a velocidad de vértigo, sin tiempo de adaptaciones, y con actores en posición muy ventajosa. ¿Se puede hacer algo por estar ahí y competir? La respuesta es sí, pero, como ya advertía Gurría, la actuación debe ser intensa e inmediata.

Impulsamos
Alianzas